Digitalización RH Infografía

El empleo del futuro

Empleos del futuro
Se vuelve no rutinario autónomo, flexible y/o remoto.

4 características:

1.- Mayor calidad de tecnología en comunicación, informática en la nube, sensores remotos y empleados que pueden trabajar en cualquier parte del mundo conectados a Internet.

2.- Plataformas digitales que contribuyen al auge de la “economía gig” trabajos que evolucionan a los empleos flexibles, basados en proyectos de tareas y acceso a un mercado mundial.

3.- Requieren competencias intangibles, habilidades interpersonales, comunicativas, iniciativa personal, dan ventajas, posiciones que implican gestión y trabajo en equipo.

4.- Tareas no rutinarias, proyectos creativos la inteligencia humana adaptada con una máquina, entrenada en datos y sucesos históricos.

Cambio de paradigma en formación para desarrollar competencias de aprendizaje continuo

Era digital en formación abierta, accesible y asequible, con crecimiento en función de mejoras en productividad de calidad en mente de obra, impulsora de tendencias del crecimiento en automatización e inteligencia artificial (IA), que desempeñan papel protagónico.

Contribuciones de productividad con viejas y nuevas tecnologías

1850 – 1910
El motor de vapor aumentó el salario en un 0.4%

1993 – 2007
Los primeros robots lo aumentaron en un 0.6%

1995 – 2007
La automatización y la IA entre un 0.8% y un 1.4% con la amenaza para los trabajos rutinarios, sin formación y mal pagados.

2000 – 2015
El salario en sector tecnológico aumentó en 4.5% en términos reales y trabajando menos horas.

Permite aumentar consumo de bienes y servicios. El impacto global sobre el salario medio sigue siendo una incógnita.

No habrá desempleo masivo y muchos empleos no se automatizaran, solo de forma paulatina.

3 factores para entender la evolución del trabajo, donde el proceso de automatización es lento:

1.- Desarrollo de varias tareas con diferentes niveles de complejidad, que requieren diferentes aptitudes. Actividades que componen un trabajo, se deben analizar para ver si son susceptibles de automatizarlas o bien podrían ser un proceso largo.

2.- Cambiar la combinación de tareas del trabajo, no destruirlo completamente, impulsando tendencia para dar forma a mercados laborales y desarrollados, para crear más trabajos no rutinarios.

3.- La innovación dará lugar a nuevos puestos de trabajo que incorporen tareas de desarrollo, ingeniería, supervisión (por ejemplo los vehículos autónomos que necesitan controladores de tráfico remotos) e interacción (robots de IA que necesitarán humanos para entrenarlos).