El sexto sentido del ejecutivo RH

Es un trabajo para perfeccionar las habilidades sociales con que nacieron los que se dedican a la gestión de RRHH

Esto es clave para muchas cuestiones que abordan y gestionan los profesionales de recursos humanos, ya sea en la evaluación de los compromisos laborales, satisfacción en el trabajo o los motivos que hay detrás de las decisiones de las personas, así como saber qué están pensando.

Los métodos para la obtención de estos supuestos

  • El lenguaje corporal.
  • La visión. Nos ayuda a la interpretación e imaginar los contextos y procesos de con quien estamos entrevistando y conversando.
  • El estudio de las micro-expresiones, son elementos que debemos saber respaldar con datos sólidos. Así lo sugiere el experto en Ciencias de la Conducta, Nicholas Epley, de la Escuela de Negocios Booth, Universidad de Chicago.
  • Epley, es autor del libro “Mindwise: cómo entendemos lo que otros piensan, creen, sienten y desean”.
  • Hay que tener cuidado con los trucos. No hay camino fácil para la comprensión de otra persona.
  • Eso no es una sorpresa, y el ejecutivo de RH debe tener en cuenta la impresionante complejidad del cerebro humano, el cual tiene 100 mil millones de células nerviosas, cada una de las cuales está conectada a otras neuronas a través de 10.000 sinapsis.

La buena noticia es que nuestros cerebros están diseñados para la comprensión social

  • Todos los que se dedican a la gestión de RH, tienen la capacidad de leer la mente.
  • Todo el mundo es un psicólogo por nacimiento.
  • Debemos y podemos empezar por prestar atención a aquellos que nos rodean. Si no nos comprometemos con las mentes de los demás, no se puede reconocer a cualquier mente que esté justo enfrente de nosotros y de nuestros ojos.

Qué es lo que se interpone en el camino

“Una cosa que impide a las personas alcanzar su potencial de leer la mente es el exceso de confianza”.

  • Hay experimentos en que a un miembro de una pareja casada se le pidió predecir cómo el otro respondería a una serie de preguntas relacionadas con sus sentimientos y preferencias, la gente era capaz de responder a las preguntas acerca de su cónyuge con mayor precisión que acerca de un extraño, pero no mucho más. El efecto era bastante sutil.

Pero cuando se le preguntaba a la misma gente qué tan bien creían que habían adivinado las respuestas de su cónyuge, en realidad pensaban que lo habían hecho sustancialmente mejor. Es donde captamos que:

  • «El efecto de exceso de confianza es enorme”.
  • «El problema con la vida social no es la incompetencia… es la arrogancia».

La deshumanización

La mayoría de la gente piensa este término como algo que sucede en circunstancias extremas, como cuando un grupo étnico o minoritario se degrada en tiempos de guerra o cuando se le niegan los derechos civiles fundamentales. Pero ocurre todo el tiempo de manera más generalizada.

Otros estudios muestran que:

  • La gente tiende a creer que ellos experimentan emociones con más fuerza que otros y que su razón para tomar ciertas acciones es más válida que las razones de los demás.
  • «Sólo hay una mente a la que tenemos conexión directa, y ésta es la propia».
  • Ya que no podemos ver o sentir lo que otros están pensando, la gente se distancia de los demás.
  • «No tiene sentido lógico, pero tiene mucho sentido psicológico».

Por la misma razón, la gente tiene dificultades para juzgar la forma en que son evaluados por los demás 

  • «Nadie más sabe tanto de usted como usted lo hace”.
  • Las personas se ven a sí mismos a través de los ojos de un experto, alguien que siempre puede encontrar pequeñas imperfecciones que los demás no van a ver.
  • «Si yo me estoy mirando a través de un lente diferente al tuyo, vamos a ver cosas diferentes».

El camino hacia la comprensión

Para entender mejor a los demás, las recomendaciones de los expertos son:

  • Cortar la confianza de un tajo.
  • Ser humilde en la interacción con los demás permite perspicacia.
  • Ayuda a que la gente se supere por sí misma.
  • La investigación confirma que los demás no se preocupan por lo que una persona está haciendo, casi tan poco como lo que ésta percibe de lo que hacen.

Cuando habla su mente 

Lo que hay en la mente de la gente sale de sus bocas cuando le hacen preguntas directas, abiertas y honestas.

  • Un estudio mostró que los reclutadores de las compañías Fortune500, miden y juzgan el intelecto cuando pueden escuchar lo que los candidatos dicen verbalmente frente a la lectura de la misma información por escrito.
  • «La voz de una persona revela la presencia de una mente semejante a la humana».
  • Esto nos señala que la interacción cuando es a través de un e-mail, resulta ser intrínsecamente problemática.

Ser dolorosamente claro 

  • Utilice la técnica de escuchar/hablar, que a menudo se utiliza en la terapia de pareja.
  • Se trata de preguntar directamente a la gente lo que está en su mente, escuchar con atención, reiterando de manera clara y pidiendo confirmación de que lo ha entendido bien.

Hechos de impacto

  • Epley encontró en su estudio con parejas casadas que cuando un individuo habló con su cónyuge acerca de los sentimientos de éste, antes de ser interrogados, la exactitud de las respuestas se incrementó sustancialmente.

En otras palabras, la mejor manera de descubrir lo que está en la mente de alguien es bastante simple: preguntando.

No necesitas estudiar coaching para saber hacerlo. En las entrevistas con los reclutadores, pon atención y haz preguntas preparadas y lógicas sobre lo que verdaderamente interese de la persona, y si no es el o la candidata adecuada, simplemente avísale y agradécele. Haz tu proceso simple y destacado.

Fuente:  http://www.shrm.org/publications/conference-today/articles/pages/masters-series-nicholas-epley.aspx#sthash.M2qlONIo.dpuf