Infografía Tendencias RH

5 acciones para volver a RH un socio estratégico del negocio

El reclutador con mentalidad comercializadora.

1. Eleva tu calidad de contrataciones.

Actualmente RH se apoya de la experiencia del juego donde se ofrecen puntos para evaluar habilidades específicas. El abastecimiento de talento cualitativo es valioso y muchas veces se logra a través de utilizar los filtros adecuados en la contratación.

2. Compórtate como agencia de empleo.

Hay que empezar por resolver algunas preguntas: ¿Por qué el reclutamiento de las agencias, es más robusto que el reclutamiento interno en términos de actividad?, ¿cómo actuar como reclutador de agencias desde el punto de vista de la producción?, ¿cómo vienen los candidatos a ti? Ésa es realmente la línea divisoria entre el reclutamiento corporativo y el de agencias.

3. Explota el Big Data.

La analítica de datos se ha vuelto muy importante para los reclutadores en el abastecimiento y seguimiento de los talentos, que deben implementarse en tres a cuatro métricas claves en todos los ámbitos, no sólo del reclutamiento y colocación.

4. Gamifícate.

Cada día se utilizan más los juegos por parte de los reclutadores. Estos muchas veces se orientan hacia las redes sociales en la empresa, para formar grupos mayores que ayuden a captar talentos. Los participantes reciben puntos por todo lo que hacen en las redes sociales en: agregar conexiones, compartir contenido, comentar y participar, que motive a atraer a los talentos en las redes sociales.

Premiar

No te olvides de premiar.

Los puntos y actividades están alineados con premios de reconocimiento, acceso exclusivo a una conferencia o almuerzo con el CEO, así como monetario. A medida que los usuarios avanzan en el juego, los desafíos se centran más en la conversión de una conexión en una referencia a un candidato o bien hacia una nueva contratación.

Esto además de ayudar al reclutamiento, ofrece recompensas para hacer que el proceso sea divertido, brinde la oportunidad de trabajar mucho mejor y fortalece las relaciones internas como externas.

5. Feedback.

Los empleados y los candidatos quieren saber cómo están sus esfuerzos y que estos no sean en vano, de lo contrario, la motivación se desvanece con el tiempo, por lo que hay que tener comunicación para reportarles el éxito y generar nuevos desafíos dentro de la empresa. Recuerda que tú eres quien representa el esfuerzo de toda la historia de una empresa y quien debe de mantener el compromiso de mejorar a través de tus retroalimentaciones.